Magdalenas de arándanos con bebida de soja ligera Vivesoy

¡Deliciosas, esponjosas y muy fáciles de preparar! Estás magdalenas son perfectas para endulzar ligeramente cualquier momento del día. Los arándanos y la bebida de soja ligera Vivesoy le aportan un sabor y jugosidad a la masa que las hacen irresistibles.

Magdalenas de arándanos con bebida de soja ligera Vivesoy
  • 200 gr. De arándanos (del tiempo o congelados)
  • 200 gr. Azúcar moreno
  • 2 huevos
  • 280 gr. Harina de trigo
  • 125 gr. Mantequilla sin sal
  • 1 sobre de levadura en polvo
  • 1 cucharadita de bicarbonato sódico
  • 1/4 cucharadita de sal
  • 1 cucharadita vinagre blanco
  • 1 cucharadita extracto de vainilla
  • Media tableta de chocolate blanco, especial repostería
Para la crema agria:
  • 125 gr. De yogur natural
  • 125 gr. De bebida de soja ligera Vivesoy
  • 20 ml. De zumo de limón recién exprimido

Preparación

  1. Preparamos en primer lugar la crema agria: mezclamos bien los tres ingredientes, el yogur natural, la bebida de soja ligera Vivesoy y el zumo de limón. Lo dejamos reposar unos minutos.
  2. Precalentar el horno a 175º.
  3. Tamizamos y reservamos en un bol la harina, la levadura en polvo, el bicarbonato y la sal.
  4. Añadimos a la crema agria el vinagre blanco y el extracto de vainilla y mezclamos bien.
  5. Batir la mantequilla con el azúcar, hasta que haya blanqueado y consigamos una mezcla esponjosa. Añadir los huevos uno a uno. No añadiremos el siguiente hasta que el anterior se haya incorporado totalmente. Continuar batiendo 1 minuto después de cada huevo.
  6. En un nuevo bol iremos añadiendo de manera alterna, en hasta tres tandas, los ingredientes secos y los líquidos.
  7. Con la ayuda de dos cucharas, repartiremos la masa en los moldes para magdalenas y hornearemos cada tanda de 20 a 25 minutos, hasta que al insertar un palillo este salga limpio.
  8. Dejamos enfriar las magdalenas sobre una rejilla durante unos 15 minutos. Pasado este tiempo sacaremos las magdalenas de los moldes y las dejaremos enfriar del todo.

CONSEJOS

  • Estas magdalenas congelan muy bien. En cuanto se enfríen envuélvelas en plástico transparente y al congelador. Para usarlas, puedes sacarlas un rato antes y las encontrarás tiernas y esponjosas.
  • Puedes sustituir la mantequilla por la misma cantidad de aceite de oliva extra, de una variedad suave.